Dosificación de líquidos sin derrames, sencillo e higiénico

Dosificación de líquidos sin derrames, sencillo e higiénico

Es, cuanto menos curioso, que en pleno siglo XXI, heredero del asombroso y fantástico progreso de la humanidad en todos los campos de la ciencia y la tecnología, de las artes y oficios y de las diferentes y legítimas tendencias sociales del pensamiento, los seres humanos permanezcamos anclados o más bien sometidos a una vieja práctica.

La forma de conseguir porciones uniformes de los líquidos que se necesitan consumir en el hogar. Para obtenerlas, habrá que actuar como nuestros antepasados: Llenar a pulso previamente, un elemento cóncavo cuya capacidad determina la porción necesitada. En este inseguro, cotidiano y frecuentísimo ejercicio, cuando no se atina, parte del vertido salpica, se derrama y mancha. Molestias innecesarias que se producen por la carencia de innovación en la dosificación de líquidos.

Es increíble, que desde el año 1896 en el que A.A. Law registró en EE.UU. la primera patente de botella con intenciones dosificadoras, seguida por cientos de patentes en todo el mundo con el mismo fin y hasta nuestros días, ninguna de ellas se haya fabricado; unas por imposibilidad técnica y otras por su coste inasumible.

Pero esas limitaciones se acabaron desde que en España se registró la PCT ES2018/070441 extendida a USA, cuya propuesta es de rutinaria aplicación industrial y su coste no superará el del actual capuchón que se coloca sobre la embocadura taponada y que sirve de medida para la dosis. Su sistema consiste en generar una cámara independiente por la unión definitiva de un envase de cuello lateral, con un capuchón dotado de embocadura lateral taponada. Dicho sistema se ha experimentado con prototipos en 3D y su funcionamiento perfecto se debe a un abultamiento del envase situado en un lateral de su cima que cuando se inclina para servir la dosis se inunda del líquido interior para que el nivel de éste se reduzca y no alcance a la dosis en servicio y la altere.

Este sistema dosificador patentado, se ha puesto en conocimiento y a disposición de los grandes fabricantes mundiales de envases y botellas que lo estudian para su aplicación industrial.

El primero de ellos que acuerde con los propietarios de la patente lanzar al mercado este envase o botella con este sistema dosificador integrado, liberará a los usuarios de las molestias del método actual para obtener dosis líquidas y se adelantará a su competencia. Pero es bastante probable que poco después, con permiso de los inventores, comparta su licencia de fabricación con los demás fabricantes para que a los clientes finales, los usuarios, les sea más rápido, sencillo e higiénico extraer las dosis.

Cabe señalar que el sistema descrito se puede adaptar a las botellas de jarabes medicinales que a partir de su actualización podrán servir dosis para niños y para adultos con porciones seleccionadas en el interior del envase que  se sirven directamente desde éste con la máxima higiene.

Cuando este sistema dosificador, esté al alcance de millones de usuarios en todo el mundo, ya no sufrirán los frecuentes percances en la selección y vertido de las dosis, porque el sistema impide los derrames indeseados de productos líquidos, en especial de detergentes, suavizantes, etc., que inevitablemente se producen con el método actual del llenado a pulso del tapón.

Carlos Vicente Martínez Gimeno – rod-2000@hotmail.com

Compartir esta entrada