weFlux²micro con rosca M5: El sensor de presión más pequeño para un alto rendimiento

Los espacios de montaje reducidos y las estructuras compactas del sistema son un desafío importante para la medición de presión de líquidos y gases. Gracias a su pequeño diámetro de tan solo 14 mm, el nuevo sensor de presión weFlux²micro permite por primera vez realizar mediciones en lugares previamente inaccesibles. Por lo tanto, los rangos de presión entre –1 y +25 bar se pueden instalar por primera vez en sistemas de sujeción hidráulica, cojinetes de lubricación ajustada o impresoras 3D compactas. Un vistazo a los detalles revela por qué el tamaño mínimo y el rendimiento máximo van de la mano a la perfección aquí.

Varios factores contribuyen al hecho de que el weFlux²micro sea más pequeño que una batería AA: no solo el pequeño diámetro de solo 14 mm, sino también la pequeña conexión de proceso con rosca M5 ahorra espacio. El sensor de presión en miniatura también tiene solo 22 mm de altura, lo que lo hace perfecto para sistemas extremadamente estrechos. Gracias a su bajo peso de solo 13 g, incluso se puede montar en brazos de robot y partes móviles del sistema. Y ni siquiera tiene que comprometer el rendimiento: “Los diseñadores e ingenieros de sistemas han necesitado durante mucho tiempo monitorear la presión en lugares difíciles de alcanzar. Ahora hay un sensor de alto rendimiento que también cumple con estos requisitos”, explica el director de proyectos de wenglor, Lars Rieken. “El weFlux²micro llena este vacío: es pequeño, ligero y potente al mismo tiempo”.

Carcasa robusta para un alto rendimiento

Con un tiempo de respuesta de menos de un milisegundo y un error de medición de menos del 0,5%, el sensor es muy rápido y muy preciso. La robusta carcasa de acero inoxidable 316L es ideal para industrias exigentes. Gracias al alto grado de protección IP68, el sensor es resistente a agentes de limpieza y productos químicos agresivos. Gracias a la señal de salida analógica (4 a 20 mA), el sensor se puede integrar de manera ideal en los sistemas existentes. La compresión del cable segmentado de bloqueo positivo proporciona protección adicional en caso de cargas mecánicas de tracción y rotación.

Nuevos campos de aplicación gracias al reducido tamaño

El formato en miniatura del weFlux²micro es ideal para monitorear cilindros de presión en sistemas de sujeción hidráulicos o neumáticos. Cualquier cambio de presión en el interior debe detectarse con gran precisión. “Prácticamente no hay espacio en estos sistemas de sujeción para máquinas herramienta. No obstante, nuestro sensor integrado garantiza una medición precisa en el medio”, dice Rieken. “Debido a su bajo peso, estos sistemas también se pueden montar en brazos robóticos, otra ventaja”. La ventaja del tamaño también se destaca en los sistemas de lubricación para rodamientos de bolas, engranajes, cadenas o guías lineales. Allí, el sensor registra los valores necesarios para controlar correctamente la cantidad de lubricante. Y también en sistemas cerrados como impresoras 3D o sistemas de soldadura y fresado, el pequeño sensor permite un seguimiento preciso de los dispositivos de extracción o cámaras de vacío.

Lo más destacado de un vistazo
• Pequeño diámetro de solo 14 mm
• Peso reducido de tan solo 13 g
• Rango de presión de –1 a +25 bar
• Conexión a proceso con rosca M5
• Grado de protección IP68 gracias a la carcasa de acero inoxidable 316L
• Tiempo de respuesta <1 ms
• Error de medición de ≤0,5%
• Señal de salida analógica de 4 a 20 mA
• Control de compresión de cable segmentado de bloqueo positivo

Compartir esta entrada