Etiquetas y formación

Etiquetas y formación

600

El mundo de las etiquetas se encuentra a caballo de dos sectores básicos de la industria: Artes Gráficas y Envase y Embalaje. Pese a su mínimo tamaño, las etiquetas gozan de una posición dominante en el mundo de las Artes Gráficas, por su antigüedad y vigencia actual, y se utilizan masivamente en Envase y Embalaje. Cabe decir que las etiquetas realizan el maridaje perfecto entre ambos sectores de la máxima relevancia económica.
Obreros del máximo nivel técnico son precisos tanto en la fabricación de máquinas etiquetadoras como en la producción de etiquetas. Lejano ya el mundo del trapo grasiento y del mono sucio, botijo de agua y copa de cazalla mañanera, el obrero actual debe cuidar su imagen y la de la empresa, presentarse siempre impecablemente vestido y limpio, y mostrarse dominador del mundo digital, entre otros, que exige máxima cualificación laboral.
Los sectores de Artes Gráficas y de Envase y Embalaje deben redoblar sus esfuerzos y presionar a los poderes públicos para lograr una Formación Profesional de calidad y con los suficientes centros repartidos por toda la geografía española que sean capaces de cubrir sus necesidades de mano de obra cualificada. También sería bueno que desplegasen su talento y recursos para mostrar a los jóvenes estudiantes la excelente opción, económica y de futuro, que supondría trabajar en su mundo.
No todas las empresas de dichos sectores ubicadas en España son generosas a la hora de dotar a los centros de formación profesional de la moderna maquinaria que necesitan para impartir sus conocimientos a los alumnos. Ni tampoco en proporcionar becas a los alumnos que completaron su formación teórica para que desarrollen su labor en el duro mundo laboral. Esos esfuerzos deben iniciarse en algunos casos e intensificarse en otros, y no cabe duda que acabarán revirtiendo en jugosos beneficios económicos para las empresas que los lleven a cabo.

Eloy Maestre Avilés