Sidel instala un sistema de enfajado flexible para botellas cuadradas en BINA

Sidel instala un sistema de enfajado flexible para botellas cuadradas en BINA

574

Una parte del grupo suizo M-Industry (Grupo Migros), Bischofszell Nahrungsmittel AG (BINA), impulsa la creciente tendencia nacional hacia la salud y el bienestar a través de nuevos formatos para sus jugos orgánicos y tés helados. Para colaborar en el enfajado de sus flamantes botellas cuadradas junto con los tradicionales envases redondos, BINA requería un sistema de enfajado flexible, compacto y de fácil manipulación para los paquetes envueltos con película y los paquetes con bandeja y película. La solución provino de Sidel a través de un sistema de alimentación unifilar a 90°, integrado en una de sus probadas enfajadoras, con el fin de brindar una configuración de línea fiable, revolucionaria y compacta.

Bischofszell Nahrungsmittel (BINA), que fue fundada en 1909, es un fabricante líder en el sector de los productos de preparación rápida y de frutas, además de las comidas listas para el consumo y las bebidas. «Nuestros más de 1000 empleados elaboran productos para disfrutarlos diariamente, con equipos de vanguardia y una amplia variedad de procesos de fabricación», explica Yasin Kapusuzoglu, Project Manager, Technology de Bischofszell Nahrungsmittel. Además de la planta de producción ubicada en Ecublens, el Grupo BINA también cuenta con instalaciones en Vuadens y Frastanz, Austria. BINA pertenece a M-Industry, que combina 23 empresas en Suiza, además de 9 fábricas y una serie de plataformas comerciales en el extranjero. M-Industry ofrece más de 20 000 productos alimentarios y domésticos de alta calidad, lo que lo transforma en uno de los fabricantes de marcas blancas más importantes del mundo.

Como muchas otras naciones alrededor del globo, en este momento Suiza está experimentando un auge del cuidado de la salud y del bienestar. Una de las formas en que esto se manifiesta es el control de las porciones. Para aprovechar esta tendencia, al tiempo que abordan los ajetreados estilos de vida de los consumidores, los fabricantes de jugos están ampliando su oferta de productos mediante la reducción del tamaño de sus botellas y, de esta manera, incrementan el rango de formatos que suministran. Asimismo, las bebidas orgánicas, como los jugos y los smoothies, están en aumento, con un valor actual de su tasa de crecimiento compuesto anual del 9 % hasta 2023, debido a que los consumidores los perciben como productos de alta calidad y «mejores para ellos». En definitiva, los consumidores suizos siguen confiando en las marcas blancas tanto para los refrescos como para las bebidas calientes; en esos mercados, Migros es uno de los dos líderes locales de los que se espera un sólido desempeño durante todo el año 2023.

Una solución flexible de enfajado que manipula veinte configuraciones diferentes de paquetes 

En cuanto pionero en el mercado, BINA deseaba procesar nuevas botellas cuadradas para sus jugos y sus tés helados y, en simultáneo, funcionar con botellas redondas en la misma línea. Se deseaba lograr todo eso en un área extremadamente compacta de la planta a más de 50 ciclos por minuto en la etapa del enfajado. «Teníamos la intención de envasar nuestras nuevas botellas de jugo y té helado en película retráctil y, al mismo tiempo, contar con la opción de utilizar bandejas con película en algunos lotes; todo ello, mientras manteníamos el tamaño de la solución en un mínimo», afirma Yasin. Esto presentaba un desafío debido a tres razones principales: en primer lugar, se debía controlar la orientación de los envases cuadrados dentro de todo el proceso para obtener un paquete con las botellas ubicadas del lado correcto. Por lo tanto, no era posible implementar un sistema de alimentación tradicional con flujo a granel.

En segundo lugar, la flexibilidad era un requerimiento clave para BINA, dado el amplio rango de tamaños de botellas que la empresa procesa en la línea (desde 250 ml hasta 2 l). Debido a las numerosas combinaciones de botellas, unidades de referencia de inventario y/o embalaje secundario, es posible obtener veinte configuraciones diferentes. Por esta razón, los ciclos de producción son más cortos y generan la necesidad de cambios de formato frecuentes, entre tres y cuatro por día. «Para nosotros, era importante que la solución suministrada fuera capaz de realizar cambios de formato rápidos y sencillos», subraya Yasin.

En último término, y no por ello menos importante, la compacidad fue realmente el factor decisivo clave. «La alternativa de tener un divisor de vías alimentando los canales tradicionales de la enfajadora y, por lo tanto, evitando la acumulación a granel, no era apropiada en cuanto al tamaño. De hecho, la superficie que ocupan el divisor y sus transportadores aguas arriba y aguas abajo hubiera requerido demasiado lugar y, al mismo tiempo, se hubiera reducido el espacio de circulación alrededor de la línea», explica Valérie Cattenoz, Overwrapping Product Manager de Sidel. Asimismo, la gestión de diferentes unidades de referencia de inventario en bandejas con película, en principio contradice la disponibilidad de una solución muy compacta, ya que los módulos de bandejas, por lo general, automáticamente generan una configuración más grande de la enfajadora.

Cambios de formato rápidos y automáticos con un sistema racionalizado de alimentación unifilar 

«Evaluamos una serie de soluciones posibles y el nuevo sistema de alimentación de Sidel fue el único que permitía una exclusiva disposición compacta de la línea con una garantía de ausencia de atascos en la entrada de la enfajadora gracias a su diseño», subraya Yasin. La nueva enfajadora está equipada con un sistema de alimentación unifilar a 90° muy compacto y fiable, donde el flujo se maneja en una vía: directamente desde la máquina aplicadora de fundas y sin necesidad de contar con un sistema divisor de carriles. En cambio, el flujo de las botellas de jugo y té helado se dirige inmediatamente a la enfajadora.

El alto nivel de fiabilidad de esta alimentación única e innovadora asegura una parte fundamental de la enfajadora, permitiendo la manipulación de cualquier forma de botella, redonda o cuadrada. Valérie explica el diseño exclusivo: «En primer lugar, un dispositivo de selección con soportes laterales entrega el número correcto de productos por fila, al tiempo que garantiza la distancia necesaria entre cada una de ellas. Luego, estas formaciones se transfieren en un ángulo de 90° mediante un mecanismo de empuje “sobre la marcha”, que reorienta el flujo de entre tres y cinco botellas, según la dirección del flujo de la enfajadora». Técnicamente, el sistema instalado es capaz de funcionar a una velocidad máxima de 150 ciclos/minuto, en función del tamaño y la forma exactos del producto. «La solución se complementa con un módulo de bandejas, que entrega paquetes con bandejas y película», agrega Valérie.

Para los cambios de formato, la probada solución de enfajado integra sistemas automáticos y fáciles de ajustar, ya que en cada etapa se guía a los operadores directamente a través de la interfaz humano-máquina. La mayor parte de los ajustes se realizan de manera automática, mientras que para los no automáticos, dispone de contadores digitales LED. Estos últimos facilitan y aceleran el proceso, al tiempo que lo aseguran, ya que bloquean el rearranque de la máquina si no se cumplen los parámetros esperados. «Valoramos el sistema de alimentación unifilar simple y racionalizado, donde todas las tareas relacionadas con el cambio de formato se realizan de manera automática en tres minutos, lo que ofrece un tiempo máximo de cambio de formato de 15 minutos para toda la enfajadora, en el peor de los casos, cuando se pasa de la película sola a la bandeja con película o viceversa», asegura Yasin.

Una mayor ergonomía y compacidad para un proyecto exitoso 

Para adaptarse, además, a la necesidad de la opción de bandejas con película, Sidel diseñó un almacén rodante extraíble de bandejas, que puede retirarse de la enfajadora cuando se funciona con formatos sin soporte de bandejas. Por lo tanto, la circulación alrededor de la línea se facilita de manera considerable tanto para los insumos como para los operadores. Esencialmente, se trata de un módulo plug & play con un conector central de cableado. En una solución tradicional, por lo general, el almacén de bandejas está ubicado debajo de la alimentación de productos. Gracias a la configuración a 90°, la parte superior del almacén ahora es abierta y accesible y, por consiguiente, permite reponer las bandejas del almacén de manera sencilla y ergonómica.

Yasin resume el éxito del proyecto para la empresa suiza de esta manera: «La colaboración con Sidel funcionó bien, desde la planificación hasta la implementación del proyecto. Los desafíos que se presentaron se abordaron de manera estructurada y se manejaron de forma profesional. Para nosotros, la mayor ventaja de la solución de Sidel reside en el ahorro de espacio que permite el sistema de alimentación».

www.sidel.com/es