Sistema polifacético de Krones para agua sin gas

Sistema polifacético de Krones para agua sin gas

413
El bloque de la parte húmeda ErgoBloc LM es el especialista para el llenado de agua sin gas para la gama de rendimientos bajos.

La sede principal del embotellador de agua Nera Kritis se encuentra en Creta tal y como lo dice su nombre. Su distintivo: una multitud de diferentes formatos de botellas fuera de lo común, cuanto más, mejor. La gama incluye botellas con apariencia de diamante, con figuras de la Guerra de las Galaxias, la Liga de la Justicia o Disney y también productos de marcas privadas de aerolíneas, hoteles o supermercados.

Ahora con «Nera Makedonias» la empresa lanzó otro producto al mercado. Esta agua se produce en una fábrica nueva al norte del país. Como Nera Kritis ya había hecho buenas experiencias con el bloque de la parte húmeda ErgoBloc L en Creta, optó nuevamente por una solución en bloque de Krones. La línea entró en funcionamiento en junio del 2019.

ErgoBloc LM, el más pequeño en su género

Esta vez se seleccionó el ErgoBloc LM. Esta variante compacta del ErgoBloc L se ha dimensionado especialmente para el llenado de agua sin gas con bajo rendimiento. La línea de Nera Kritis procesa máximo 25.000 envases por hora y cuenta con ello entre los tamaños constructivos más pequeños disponibles. Se encuentran integradas una máquina sopladora Contiform 3 Pro, una etiquetadora Contiroll para etiquetas envolventes y una llenadora Hydrofill.

El mayor desafío para la planificación de la nueva línea eran los cuatro formatos de botellas producidas y llenadas en paralelo. Para poder garantizar una producción estable, los juegos de formato de guiado fueron diseñados exactamente para producir en paralelo los cuatro diferentes envases. También en caso del dispositivo de control Checkmat había que buscar una solución adecuada: Dependiendo de la forma del envase varía el nivel de llenado incluso si se trata solo de milímetros. Dado que los envases pasan por el transportador sin obedecer a una secuencia fija, había que programar la inspeccionadora de forma que los diferentes niveles ópticos no causaran problemas y que el sistema controlara fiablemente con rayos infrarrojos si se llenaron correctamente los volúmenes de acuerdo con el tamaño de botella de 0,5, 1,0 o 1,5 litros.

«Trabajo con Krones desde hace unos ocho años y desde entonces dicha relación ha evolucionado hasta llegar a lo que tenemos hoy, una relación de negocios basada en la confianza. Krones nos ha acompañado en nuestro camino hacia la cima, manteniendo siempre su palabra», describe el jefe de la empresa Anastasios Veletakos el proyecto. «No suelo hacer cumplidos, pero a Krones le daría una medalla de oro olímpica».

www.krones.com